domingo, 27 de mayo de 2012

Con transgénicos, México sería un líder

México, tarde o temprano terminará adoptando el cultivo de semillas con genes modificados y con el tiempo podría ser un país autosuficiente y un líder exportador, asegura Hugh Grant, CEO de Monsanto.
De acuerdo con un artículo de Marco Núñez publicado en la revista Expansión del 14 de mayo de 2012, el director general de la firma de agronegocios, explica que el temor al tema de los cultivos transgénicos es global, pero "es un mito que vence a la realidad".
"En los experimentos que hemos hecho, los productores están muy contentos", afirma.
"Tomemos como referencia la India: sus productores son pequeños y su preocupación no son sus ganancias o producción, sino los beneficios que obtienen para sus familias, ya que pueden tener acceso a mejores bienes", explica.
Añade que aunque en México la siembra todavía no es una realidad, cuando lo sea, se verá la diferencia. "La biotecnología ya no es algo nuevo. Con el tiempo, este país podría ser autosuficiente y un líder exportador", subraya.
Grant comenta que el país es clave para los planes de Monsanto, pues de acuerdo con sus proyecciones, tarde o temprano adoptará los transgénicos.
"En un país con 55 millones de pobres, la agricultura es el primer paso para detonar una economía. A largo plazo, (la estrategia es) producir más con mejor calidad en el mismo espacio de tierra", agrega.
-¿Qué mensaje les da a los opositores a los transgénicos?
Que los prueben y se documenten. Que también lo hablen con sus gobernantes. La gente cree que la comida viene de los supermercardos y no entiende de agricultura. Estos productos son hechos con la más alta calidad, a mejores costos y están al alcance de todos.
-¿Qué reflexión tiene sobre la sequía en México?
En México, Monsanto ha invertido en tecnología para combatir este tipo de fenómenos. Recientemente recogimos nuestra primera cosecha de maíz en 10,000 hectáreas, la cual es pequeña, pero consideramos que será mayor en 10 años porque el mundo cada vez es más seco y caliente.
-¿Qué efecto tiene la biotecnología en la agricultura?
Sé que provoca preocupación, pero el reto lo merece porque creemos que en los próximos 20 años podemos duplicar la producción de maíz, soya y algodón.
-¿Cómo ve a México en el futuro?
México puede ser autosuficiente y está en un buen momento para hacer algo al respecto. Mi deseo es que el futuro Presidente voltee a la agricultura y fomente una agenda que la ayude a crecer.
www.iberonat.com