lunes, 4 de junio de 2012

Hepatitis C daña las muestras de sangre


 Cada año cerca de 9 mil muestras en bancos de sangre son detectadas con el virus de la hepatitis C en México, de acuerdo con el estudio “Tendencias y proyecciones de la hepatitis C en Latinoamérica”, publicado en la revista científica Liver International en 2011.
Las autoridades federales calculan que esta enfermedad aqueja a 1.5 millones de mexicanos, que en su mayoría obtuvieron la enfermedad mediante una transfusión sanguínea; sin embargo, los patrones de infección pueden cambiar en los próximos años.
El presidente de la Fundación Mexicana para la Salud Hepática, Enrique Wolpert, aseguró en entrevista con MILENIO que nuestro país puede seguir la tendencia de naciones como España, donde la principal causa de contagio es el uso de drogas ilícitas donde se comparten agujas y jeringas.
“En México puede llegar a ser un problema importante si no lo atendemos ahora. Los nuevos casos que se están viendo en otros países, y lo vamos a ver en México probablemente, en menos casos por transfusión y más casos por contaminación al compartir agujas y jeringas en quienes abusan del uso de drogas ilícitas, o bien quienes se hacen tatuajes y piercings en condiciones de falta de higiene, si el material no está esterilizado.”
De acuerdo con el especialista, alrededor de 85 por ciento de las personas contagiadas con hepatitis C desarrollará una enfermedad hepática crónica.
Además, se estima que 20 por ciento de los enfermos padecerá cirrosis y entre 1 y 5 por ciento morirá de cáncer hepático si no es tratado de forma correcta.
“Tenemos una epidemia global de hepatitis C, lo alarmante es que se trata de una enfermedad silenciosa. Hay miles y probablemente decenas de miles de mexicanos que tuvieron una transfusión sanguínea antes de 1995 y que no tienen molestias porque la enfermedad puede durar décadas hasta que el hígado está muy dañado”, explicó Wolpert.
Si no es tratada de forma correcta, esta enfermedad puede derivar en cirrosis hepática, que es la cuarta causa de muerte en los varones y la sexta en mujeres.
Otra de las complicaciones es el cáncer de hígado que representa la quinta causa de muerte a escala mundial y el cáncer más común.
“Sin embargo, los casos pueden disminuir si hacemos un llamado a la población de que se puede transmitir por uso de drogas. Lo más importante es la educación”, aseguró el especialista.
Wolpert señaló que 20 por ciento de las personas que son aquejadas por la hepatitis C también están contagiadas con el virus del VIH/sida.
Tratamientos
Desde marzo pasado, México cuenta con un nuevo tratamiento para la hepatitis C que alcanza 80 por ciento de efectividad a la hora de controlar el virus que produce esta enfermedad, se trata del inhibidor de proteasa (Boceprivir), que en combinación con la terapia estándar aumenta la posibilidad de cura, el medicamento fue desarrollado por el laboratorio Merck Sharp & Dohme.
El medicamento forma parte de una nueva clase terapéutica llamada antivirales de acción directa (AAD), y ha dado buenos resultados en Estados Unidos y la Unión Europea.
En estudios clínicos la terapia estándar mostró controlar en 50 por ciento de los casos la variante más frecuente (genotipo 1) del virus de Hepatitis C, mientras que en aquellas con genotipos menos comunes (2 y 3), la respuesta fue de 80 por ciento.
Prevención
Expertos recomiendan que la mejor forma de enfrentar esta enfermedad es la educación de la población y del personal médico de primer nivel para que se detecten los pacientes en etapas tempranas de la infección.
Además, sugieren la realización de una prueba de sangre de detección del virus en aquellas personas que cuentan con algún factor de riesgo como haber recibido una transfusión de sangre antes de 1995; haberse sometido a hemodiálisis, padecer hemofilia, haber usado drogas intravenosas o recibido inyecciones o punciones no seguras como piercings o tatuajes y contacto sexual de riesgo.
Claves
Cifras mundiales
► La hepatitis C es la tercera causa de muerte en México, debajo de la diabetes mellitus y las cardiopatías. Esta enfermedad ha superado a las defunciones ocasionadas por el virus del VIH.
► De acuerdo con datos de la Asociación Mexicana de Hepatología, este padecimiento afecta a 3 por ciento de la población mundial y causa 360 mil muertes anuales.
► Según la Organización Mundial de Salud, en el mundo hay 180 millones de personas infectadas con hepatitis C, mientras que en México la prevalencia del padecimiento es de 1.4 por ciento de la población.

http://www.iberonat.com