sábado, 2 de junio de 2012

Las farmacias empiezan a vender las reservas y a solicitar los medicamentos bajo pedido

Las farmacias de la provincia de Castelló han llegado a una situación límite en la que ya se han registrado dificultades en el suministro de medicamentos por culpa de los impagos de la Generalitat Valenciana. Según confirmó ayer el presidente del Colegio de Farmacéuticos de Castelló, Jesús Bellver, el gobierno de Alberto Fabra les adeuda las facturas correspondientes a los meses de enero, febrero, marzo y abril que suponen un montante de 56.152.908,06 euros.
Esta situación ha supuesto una merma en el servicio que ya se ha visto afectado. Bellver explicó que las farmacias están vendiendo los medicamentos de reserva y, en algunos casos, incluso ya no disponen de ciertos fármacos, por lo que los pacientes han de conseguirlos en otros despachos. Además, el mismo presidente detalló que se está evitando adquirir los medicamentos más caros y que se compran bajo pedido.
Asimismo, este periódico ha podido confirmar que algunos proveedores ya no suministran medicamentos a farmacias porque ya no pueden pagarles. Es el caso de Centro Farmacéutico SA que, tal como confirmaron ayer fuentes autorizadas de la empresa, ya no dan servicio a algunas farmacias de la provincia, aunque no quisieron dar los nombres. El tesorero del Colegio de Farmacéuticos, Francisco Delgado, hizo hincapié en que los medicamentos que se están dispensando en lo que va de año se están pagando de "nuestro bolsillo" y que si la Generalitat Valenciana no paga el próximo lunes, las farmacias cumplirán con el cierre de todos los despachos de la Comunitat los días 7 y 8 de junio, tal como se acordó en la reunión celebrada el jueves en los colegios de Castelló, Valencia y Alicante.

Una deuda media de 200.000
Jesús Bellver detalló que, además, durante el mes de mayo "hemos dispensado medicamentos por un valor de 14.000.000 aproximadamente por lo que ha fecha de hoy, las 299 farmacias de la provincia soportan una carga económica de 200.000 euros de media". Según el presidente del colegio de Castelló, "aunque la Generalitat Valenciana se haya prometido pagarnos el mes de enero el próximo lunes, es un pago totalmente insuficiente".
Es por ello que Bellver ha instado al Consell a que el mes de febrero lo pague antes del día 15 y el mes de marzo antes del 30, ambos vencimientos en junio. De no cumplir con el calendario propuesto por el Colegio de Farmacéuticos de Castelló, Bellver prevé que la situación se puede agravar aún más teniendo en cuenta que ahora han de presentar la declaración de la renta "y nos tocará pagar en función de unos gastos que no hemos cobrado y unos beneficios que no hemos tenido". Cabe señalar que el presidente del Consell, Alberto Fabra, se ha comprometido a abonar la deuda de enero este lunes pero que, aún así, faltará pagar los meses de febrero, marzo y abril, a lo que, según las previsiones del Colegio de Farmacéuticos se sumará el mes de mayo, cuyas facturas se presentarán en breve.
Bellver reseñó que los farmacéuticos "podemos entender los problemas económicos que padece la administración pero no hemos sido nosotros los que hemos provocado esta situación, más bien al contrario, los políticos son los responsables de esta situación y siguen cobrando sus sueldos puntualmente". Además, lamentó que no haya dinero para medicamentos "y sí dispongan de 50.000 millones de euros para reflotar tres bancos, mientras los responsables se van a sus casas con indemnizaciones y jubilaciones millonarias".

Por la vía legal
El tesorero del Colegio de Farmacéuticos de Castelló, Francisco Delgado, reseñó que no descartan la vía legal para reclamar el dinero que les debe la Generalitat Valenciana pero que, de momento, no interpondrán ninguna denuncia ya que, debido a la tardanza de la Justicia y las características de la Ley de Morosidad, "no resolvería la situación ya que es un problema de inmediatez, necesitamos el dinero ya".
www.iberonat.com