martes, 5 de junio de 2012

Café para prevenir el alzhéimer


Beber café todos los días puede tener un beneficio extra. Según un trabajo que se publica en Journal of Alzheimer Disease el café, especialmente en personas mayores de 65 años, podría evitar la aparición delalzhéimer.

El trabajo, realizado por investigadores de las universidades de Florida y de Miami (EE.UU.) encontró que todas las personas con mayores niveles de cafeína evitaban la aparición de la enfermedad de alzhéimer durante los 2.4 años de seguimiento del estudio. Además, el café que parecía ser la fuente principal o única de cafeína para estos individuos.

Según los expertos, este trabajo proporciona la primera evidencia directa de que el consumo de cafeína/café se asocia con un riesgo reducido de demencia o retrasa su inicio.

Ahora bien, aunque hay que tener en cuenta que es un estudio pequeño, apenas 124 personas de edades entre los 65 y 88 años, sus resultados sugieren que los adultos mayores con deterioro leve de la memoria que consumen niveles moderados de café - alrededor de 3 tazas al día - «no tendrán alzhéimer o, al menos, verán retrasada su aparición».
Deterioro cognitivo
Para los investigadores, estos resultados, junto con sus estudios anteriores en ratones con alzhéimer, confirman que el consumo diario moderado de cafeína/café protege contra el alzhéimer. «El ensayo muestra que dicha protección probablemente se produce incluso en las personas mayores con signos tempranos de la enfermedad, denominado deterioro cognitivo leve».

Los investigadores se centraron en los participantes del estudio con deterioro cognitivo leve, ya que muchos estaban destinados a desarrollar la enfermedad dentro de unos años. Los niveles de cafeína en el inicio del estudio eran sustancialmente más bajos (51 por ciento menos) en los participantes diagnosticados con deterioro cognitivo leve que progresaron a demencia a lo largo del seguimiento que en aquellos cuyo deterioro cognitivo leve se mantuvo estable durante el mismo periodo. Ninguno de las personas con deterioro cognitivo leve que luego desarrollaron alzhéimer tenían niveles iniciales de cafeína en la sangre por encima de un nivel crítico de 1.200 ng/ml -equivalente a beber varias tazas de café un par de horas antes de la recolección de la sangre-. Por el contrario, muchos de los que tenían deterioro cognitivo leve tenían niveles estables de la sangre de cafeína superior a este nivel. «Hemos visto que ninguno de los pacientes con deterioro cognitivo leve con niveles plasmáticos de cafeína por encima del nivel crítico progresaba a alzhéimer durante el periodo de seguimiento», señala Gary Arendash, autor de trabajo.
Beneficios del café
«No estamos diciendo que el consumo moderado de café proteja completamente frente al alzhéimer», avisa Chuanhai Cao, autor del trabajo. Sin embargo, «creemos que el consumo moderado de café puede reducir considerablemente el riesgo de alzhéimer o retrasar su aparición.
Recientemente un estudio sobre los beneficios del consumo de café realizado en más 400.000 adultos mayores de 13 años y publicado en The New England Journal of Medicine encontró que los bebedores de café tenían un riesgo menor de morir por enfermedad cardiaca, enfermedad pulmonar, neumonía, accidente cerebrovascular , diabetes, infecciones, e incluso lesiones y accidentes en general.

http://www.iberonat.com